Río Negro actualizó la nueva definición de Caso Confirmado de Covid-19

Regionales 11 de agosto de 2020
De esta manera, se incorpora como "Caso confirmado por criterio clínico-epidemiológico" a aquellas personas convivientes con pacientes diagnosticados por laboratorio y que presentan síntomas compatibles con la enfermedad.
Enfermera Test

El Ministerio de Salud de Río Negro adhirió a la actualización de las normas de vigilancia epidemiológica implementada por Nación. De esta manera, se incorpora como "Caso confirmado por criterio clínico-epidemiológico" a aquellas personas convivientes con pacientes diagnosticados por laboratorio y que presentan síntomas compatibles con la enfermedad.

A partir de la nueva definición de Caso Confirmado incorporada por el Ministerio de Salud de la Nación, autoridades de la cartera sanitaria provincial y el equipo de Epidemiología evaluó la aplicación de esta nueva definición en el territorio rionegrino.

En este sentido, se decidió adecuar esa normativa al territorio provincial incorporando como “Caso confirmado por criterio clínico-epidemiológico”, a aquellas personas que conviven con pacientes que ya han sido diagnosticados como positivos por laboratorio y presentan uno o más síntomas de los vinculados al Covid-19: fiebre 37,5°C o más, tos, Odinofagia, dificultad respiratoria, anosmia/disgeusia de reciente aparición, cefalea, diarrea y/o vómitos.

Estos casos, son considerados confirmados a los efectos de las medidas de prevención y control y no requerirán estudios para el diagnóstico etiológico, exceptuando personas con factores de riesgo, gestantes, trabajadores y trabajadoras de salud, personal esencial, pacientes que presenten criterios clínicos de internación  hospitalaria y personas que residan o trabajen en instituciones cerradas o de internación prolongada, que sí serán hisopados.

El equipo de epidemiología continuará trabajando con los distintos niveles del sistema para evaluar el seguimiento social y médico de estos pacientes a los fines de diferenciar tipos y lugares de internación según condiciones personales y familiares de cada persona y así direccionar el mayor esfuerzo del personal sanitario, asegurando una distribución equitativa de los recursos del sistema según vulnerabilidad.

Te puede interesar