Prisión preventiva para el acusado del ataque al médico de Campo Grande

Regionales 18 de octubre de 2020
Tras la formulación de cargos se dispuso la prisión preventiva del acusado de la agresión al médico. La fiscalía encuadró el caso en un intento de homicidio doblemente agravado.
Hospital de Campo Grande

El hecho investigado ocurrió el 15 de octubre alrededor de la 01:00 cuando el imputado agredió con tres disparos de arma de fuego a la víctima, ataque que según la teoría del caso de la acusación tuvo como objetivo quitarle la vida al profesional de la salud. El fiscal consideró que el acusado atentó contra el profesional de la salud mientras se encontraba en estado de indefensión, puesto que apareció en escena de forma sorpresiva, amparándose en la oscuridad de la noche y con un claro preordenamiento de su conducta.

El fiscal del caso sostuvo que el posible origen de la tentativa de homicidio sería un reproche con la intervención profesional del medico en la atención a un familiar político del sospechoso que falleció tras haber sido diagnosticado como Covid-19 positivo.

La calificación legal del caso es homicidio doblemente agravado por ser cometido con alevosía y por el uso de arma de fuego en grado de tentativa y portación ilegal de arma de fuego.

Entre las principales evidencias los representantes del Ministerio Público Fiscal señalaron además de las declaraciones de los testigos presenciales del hecho, las filmaciones de las cámaras de seguridad del nosocomio y el secuestro en el marco de dos allanamientos de las prendas de vestir que el acusado usaría al momento del ataque y de un vehículo de color rojo en el cual se movilizará esa noche.

Finalmente, la fiscalía solicitó como medida cautelar la prisión preventiva del acusado entendiendo que en caso de recuperar la libertad el acusado podría intentar entorpecer el normal avance de la investigación. Mencionó que era necesario mantener la tranquilidad espiritual de la víctima y los demás testigos del caso para que puedan prestar con libertad sus correspondientes declaraciones en un posible debate oral y público en el cual derivaría el caso.

Además señaló que por el delito imputado en el caso de recaer condena la misma sería indefectiblemente de cumplimiento efectivo.

La defensa objetó la agravante de la alevosía y adelantó que profundizará la investigación puesto que considera que no está claro que su representado sea el autor del hecho. También se opuso al pedido del fiscal y solicitó medidas cautelares alternativas, menos restrictivas para el acusado.

La Jueza de Garantías que dirigió la audiencia coincidió con la postura de del Ministerio Público Fiscal, tuvo por formulados los cargos en los términos de la acusación y ordenó la prisión preventiva del acusado.

En su resolución la magistrada considero que estaban dados los requisitos para dictar el encarcelamiento cautelar por el plazo de seis meses (prorrogable) entendiendo que existió un intento del acusado para ocultar pruebas que permitan avanzar en la investigación y que era necesario resguardar la tranquilidad de los testigos.

Te puede interesar