El virus del Zika, uno de los motivos de una inusitada baja de nacimientos en Brasil

Internacionales 15 de noviembre de 2017
El virus del zika, que provocó muertes y microcefalia en bebés nacidos en Brasil, fue una de las causas del descenso de los nacimientos en 2016, informó hoy el Instituto Brasileño de Geografía y Estadística (IBGE).
Virus Zika

El número de nacimientos cayó el año pasado un 5,1% respecto de 2015, y se trató del mayor registro a la baja en 26 años, desde 1990, cuando había retrocedido 6,2%.

"Sabemos que la cuestión del zika y de la microcefalia pueden tener vinculación con estos números. Fueron años difíciles también por causa de la crisis, la gente por el desempleo posterga decisiones", dijo la gerenta del sondeo del IBGE, Klivia Brayner de Oliveira.

Es la primera vez desde 2010 que el país sudamericano registra una caída en el número de nacimientos.

El gobierno de Brasil declaró en noviembre de 2015 el estado de emergencia sanitario debido al aumento de casos de malformaciones y muertes de fetos y recién nacidos a causa del virus del zika, transmitido por el mosquito Aedes Aegypti.

Desde el inicio del brote de zika hasta finales de 2016, Brasil tuvo 2.205 casos confirmados de bebés afectados y 259 muertes de fetos y recién nacidos a causa de ese mal.

El ministerio brasileño de Salud indicó este año que hubo 14 confirmaciones de muertes fetales y neonatales con alteraciones en el sistema nervioso central vinculadas al zika.

El Aedes Aegypti es el mosquito que también transmite el dengue, la chikungunya y la fiebre amarilla.

"Las tasas de natalidad y fecundidad vienen cayendo en Brasil, con las mujeres postergando los planes de maternidad y teniendo menos hijos, pero el tamaño de ese retroceso el año pasado llama la atención", aseguró la especialista, para quién además de una señal de cambio en el perfil demográfico, "existe la posibilidad de que esa caída muy superior a la esperara haya sido provocada por la cuestión epidemiológica".

Según la estadística del IBGE, el estado de Pernambuco (nordeste), el más afectado por la microcefalia provocada por el zika, lideró la baja en la tasa de natalidad con un retroceso del 10%.

En otro registro que el instituto de estadísticas anotó en su relevamiento, la crisis económica en medio de la peor recesión de la historia (2015-2016) es apuntada como la principal causa de la caída de casamientos y del aumento del número de divorcios.

"El casamiento significa un cambio de vida, con gastos como una vivienda, ir a vivir con otra persona. El año 2016 fue atípico, de inestabilidad política y económica", dijo Brayner de Oliveira, al evocar la crisis generada por la destitución de la presidenta Dilma Rousseff y la asunción de quien era su vice Michel Temer con el respaldo de la antigua oposición.

En 2016, hubo 1.095.535 casamientos, una baja de 3,7% en relación al año anterior, pero los divorcios, en cambio, aumentaron un 4,7%. El tiempo promedio de duración de los casamientos fue de 15 años.

Por primera vez, los registros civiles en 2016 registraron una caída del 4% en las uniones homoafectivas, luego de haber experimentado un crecimiento de 31% en 2014 y de 15,7% en 2015.

El estudio incorporó también el registro sobre fallecimientos, que se estudia comparativamente por década: en 1976, la muerte de menores de un año y de cinco años representaban el 27,8% y 34% de los fallecimientos, contra el 2,4% y el 2,9% de 2016.

Te puede interesar